Emisarios de Ilusión

El niño que venció el miedo


Estábamos sentados desayunando en algún lugar de Guadalajara. Sentados junto al pueblo de esta linda ciudad.

Mientras comíamos se nos vino una frase muy popular que dice: “Supera el miedo hasta que el miedo te tenga miedo”.

Tuvimos esa frase presente durante todo el desayuno… No sabíamos por qué, pero estaba allí.

Al rato llegó una familia a desayunar. Ellos tenían un niño, pero este no quería sentarse a nuestro lado por vergüenza.

Unos minutos después les trajeron los desayunos y una vez que iniciaron a comer, escuchamos a la mamá repetir:

— ¡Come! ¡Come! No te va a doler el estómago. No te vas a vomitar. (Parece que estuvo enfermo durante la semana).

Al escuchar esto, rápidamente hicimos amistad con ellos, sentimos que debíamos compartir la frase que estaba dando vueltas en nuestra cabeza.

Nos acercamos al niño y se la regalamos. Se escondía entre los brazos de su madre porque tenía pena. No quería comer. No quería. Seguimos con una linda y divertida conversación para motivarlo. Al final le dijimos:

— Cuando nos vayamos, queremos que te comas todo para contarle a nuestros amigos en Costa Rica que conocimos a un niño llamado Pedro Antonio que tuvo un reto y lo superó. Tú tienes mucha imaginación, dile a tu mente que SÍ puedes, que NO tienes miedo, que TODO en tu cuerpo está bien.

Dijimos adiós y nos dirigimos a un puestito de bebidas para pedir jugo de naranja. A lo lejos lo vimos. Estaba comiendo. Él nos comenzó a buscar con la mirada, nos encontró y nos sonrió. La mamá también nos buscó con su mirada, y moviendo los labios, nos dijo con una gran sonrisa:

— ¡Ya está comiendo!

¡Sí! Le hicimos gestos y enviamos sonrisas. ¡Sí! Muy bien. Nuestra alegría era real y fue uno de los mejores detalles previos a nuestro cumpleaños.

Si quieres recibir nuestros escritos y llenarte de luz, puedes suscribirte aquí.

Fotografía: Marvin Quesada Bolaños
Noticias Mi Ciudad

2 comentarios

  • Me gusta el cuento. Tengo un hijo de 7 años en 1o de primaria que hace unas semanas se vomito en la escuela y le dio verguenza pues se rieron de ely ahora no quiere comer para no vomitar y le da miedo ir por la mañana a la escuela y volver a vomitar pues cree que pasara lo mismo y se burlaran!

    • Nos alegramos que le haya gustado. Siempre hay historias con las que nos identificamos. Hay que hablar con su hijo y ver cómo motivarlo, o le puede enseñar la historia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.